Comunicado de Prensa

Eritrea, Corea del Norte y Turkmenistán encabezan la relación del CPJ sobre los 10 países con los mayores niveles de censura

Las naciones con Gobiernos autoritarios refuerzan la censura

Nueva York, 10 de septiembre de 2019—Eritrea es el país del mundo con los mayores niveles de censura, según un informe divulgado hoy por el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés). La relación sobre los 10 países con los mayores niveles de censura se basa en las investigaciones del CPJ sobre las tácticas de censura empleadas por los Gobiernos autoritarios, que van desde el encarcelamiento y las leyes represivas hasta la vigilancia de los periodistas y las restricciones sobre el acceso a la Internet y a las redes sociales.

Corea del Norte y Turkmenistán ocupan el segundo y el tercer lugar, respectivamente. Arabia Saudita, China, Vietnam, Irán, Guinea Ecuatorial, Belarús y Cuba completan la lista de 10 países. Estas naciones violan las normas y garantías internacionales en materia de libertad de expresión, pues encarcelan a periodistas, utilizan a los medios estatales como megáfono del régimen, y obligan a los periodistas independientes a exiliarse. La autocensura es generalizada.

Varias naciones de la lista, como Arabia Saudita, China, Vietnam e Irán combinan tácticas de censura tradicionales como el encarcelamiento y el acoso de periodistas con el empleo de avanzadas tecnologías de vigilancia y campañas digitales selectivas para silenciar a la prensa independiente.

“Se suponía que la Internet hiciera obsoleta la censura, pero eso no ha sucedido. Muchos de los países del mundo con los mayores niveles de censura tienen una alta conectividad, con activas comunidades digitales. Estos Gobiernos combinan la brutalidad al estilo tradicional con nuevas tecnologías, que con frecuencia han sido adquiridas a empresas occidentales, para suprimir la disidencia y controlar los medios”, declaró Joel Simon, director ejecutivo del CPJ. “La censura está viva y goza de buena salud”.

La metodología utilizada para seleccionar los 10 países con los mayores niveles de censura evalúa a los países con base en las tácticas que los Gobiernos emplean para restringir la libertad de prensa, entre ellas las disposiciones penales sobre la difamación o las “noticias falsas”, la vigilancia física y digital de los periodistas, el bloqueo de sitios noticiosos, las restricciones sobre los medios privados, la exclusión de los corresponsales extranjeros y las campañas selectivas de hackingo troleo.

La relación aborda solamente aquellos países donde el Gobierno ejerce un férreo control sobre los medios informativos. Las condiciones para el ejercicio del periodismo y la libertad de prensa en naciones como Siria, Yemen y Somalia también son extremadamente difíciles, pero no se atribuyen necesaria y únicamente a la censura gubernamental, sino que otros factores como la violencia ocasionada por conflictos internos, la insuficiente infraestructura y el papel de actores no estatales crean un clima de peligro para los medios informativos.


Para los editores:

El informe se puede consultar en los idiomas árabe, chino, inglés, persa, francés, portugués, ruso y español. Para coordinar una entrevista, escriba a [email protected].

Publicado

Le gusta este artículo? Apoye nuestro trabajo