Noticias   |   México

Periodista mexicano muere de heridas sufridas al ser baleado en el estado de Puebla

También está disponible en English

Ciudad de México, 20 de septiembre de 2016--El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) instó a las autoridades del central estado mexicano de Puebla a realizar una investigación exhaustiva y seria del asesinato del periodista Aurelio Cabrera Campos, el fundador y director editorial de una revista semanal, El Gráfico de la Sierra.

Cabrera fue atacado por sujetos no identificados aproximadamente a las 11 p.m. del 14 de septiembre, mientras transitaba en el auto cerca de Huauchinango, ciudad de Puebla que está situada a unos 170 km al noreste de Ciudad de México, según versiones periodísticas. En declaraciones efectuadas por la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) de Puebla a los medios, las autoridades afirmaron que los atacantes habían efectuado varios disparos contra el auto del periodista. Los servicios de emergencia llegaron luego de que se denunciara el ataque en una llamada telefónica anónima, pero Cabrera falleció varias horas después en un hospital de Huauchinango, de acuerdo con versiones de prensa.

De acuerdo con una declaración de la PGJE de Puebla, la investigación está en marcha y el fiscal federal especial para la atención de los delitos cometidos contra la libertad de expresión la está supervisando.

Con la muerte de Cabrera, suman ocho los periodistas que han sido muertos en lo que va de año en México, entre ellos dos periodistas que fueron asesinados en represalia directa por su labor informativa, según datos del CPJ. El CPJ sigue investigando para determinar el motivo en los restantes casos.

"Las autoridades deben establecer el móvil con celeridad en el asesinato de Aurelio Cabrera Campos y llevar a los autores ante la justicia", declaró Robert Mahoney, subdirector ejecutivo del CPJ. "Los organismos encargados del cumplimiento de la ley y los dirigentes políticos mexicanos deben demostrar que tienen la capacidad y la disposición de ponerle fin al ciclo de impunidad que ha colocado al país en la trayectoria de ser el más letal del hemisferio para el ejercicio del periodismo este año".

Cabrera fundó El Gráfico de la Sierra, una revista de noticias basada en la ciudad de Xicotepec, hace aproximadamente un año, luego de dejar La Voz de la Sierra, otro semanario de la misma ciudad. Cabrera cubría sucesos, accidentes y la política local para las dos revistas, según dos de sus colegas que hablaron con el CPJ bajo condición del anonimato debido a la sensibilidad del caso.

En las dos últimas ediciones, Cabrera informó sobre varios asesinatos en la región, que está situada cerca de la ciudad de Poza Rica, en el vecino estado de Veracruz. Periodistas del estado de Puebla entrevistados por el CPJ, afirmaron que la zona ha sido escenario de un alza en los delitos violentos de manera similar a Poza Rica. El alza de los delitos, sostienen, se debe a una guerra entre grupos del crimen organizado por el control de territorio. El 17 de mayo, el periodista Manuel Torres fue muerto en Poza Rica. El CPJ investiga los hechos para determinar si su asesinato fue en represalia directa por su labor.

Los dos colegas de Cabrera afirmaron al CPJ que desconocían si éste había recibido amenazas recientemente. En marzo del año pasado, él denunció haber sido golpeado y amenazado por familiares de un sujeto acusado de un secuestro. El incidente fue confirmado al CPJ por uno de los colegas de Cabrera.

"Él era un periodista concienzudo, de quien nunca me enteré de que tuviera ningún problema con la política local ni con funcionarios públicos", Carlos Barragán, miembro de la Cámara de Diputados federal de México en representación del municipio de Huauchinango y dos veces ocupante del cargo de presidente municipal de Xicotepec, declaró al CPJ. "Siempre tuve una buena relación con él, y por lo que he escuchado no puedo decir que haya sido diferente con otros funcionarios".

De acuerdo con los dos periodistas que hablaron con el CPJ, Cabrera y Pedro Garrido, el director editorial del periódico donde solía trabajar Cabrera, La Voz de la Sierra, supuestamente tenían una disputa que comenzó luego de que Cabrera fundara su propio periódico.

Ayer, varios medios de prensa locales informaron que la policía había interrogado a Garrido en relación con el ataque, y habían registrado su domicilio. El CPJ no pudo comunicarse con Garrido o La Voz de la Sierra para obtener una declaración al respecto. En artículo publicado en la página de Facebook de la revista el 18 de septiembre, Garrido negó toda implicación en el muerte de Cabrera y señaló que no tenía ningún rivalidad o conflicto con Cabrera. Les ofreció sus condolencias a los familiares del periodista, y exhortó a las autoridades a investigar exhaustivamente el asesinato.

Publicado

Le gusta este artículo? Apoye nuestro trabajo