Noticias   |   Paraguay

Encuentran a periodista radial desaparecido 17 meses después

Nueva York, 16 de julio del 2007—Un reportero radial paraguayo apareció con vida la semana pasada en la ciudad brasileña de San Pablo, casi un año y medio después de haber desaparecido en el norte de Paraguay. El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) saludó la noticia de la aparición con vida de Enrique Galeano y exhortó a las autoridades paraguayas y brasileñas a investigar el caso en profundidad.

Dos periodistas paraguayos descubrieron el paradero de Galeano durante su propia investigación del caso, según informes de prensa y entrevistas del CPJ. Galeano les narró que había sido secuestrado de su hogar, llevado a Brasil y amenazado con mantener silencio o ser asesinado. El CPJ no pudo contactar hoy a Galeano, quien se encuentra en Uruguay, para pedirle comentario. Intermediarios indicaron que la información para contactarlo no estaba disponible de inmediato.

“Estamos muy aliviados de saber que Galeano está sano y salvo”, declaró el Director Ejecutivo del CPJ, Joel Simon. “Instamos a las autoridades a investigar el relato del periodista a fondo y a proporcionar la protección necesaria para él y su familia. Las fronteras nacionales no deberían ser una interferencia con esta investigación”.

Andrés Colmán Gutiérrez, reportero investigativo del diario Última Hora de Asunción, indicó al CPJ que la semana pasada él y el periodista veterano Oscar Cáceres se vieron con Galeano en San Pablo. Cáceres, asesor de radios comunitarias, había trabajado con Galeano antes de su desaparición. Gutiérrez y Cáceres encontraron a Galeano en las oficinas de la Organización Regional Interamericana de Trabajadores en San Pablo.

Gutiérrez explicó que se puso en contacto con Galeano por primera vez el martes durante una charla en Internet sobre actividades criminales en el norte de Paraguay. Galeano comprobó su identidad a través de fotos digitales y detalles sobre su vida personal.

Galeano relató a los periodistas que dos hombres no identificados que hablaban portugués lo secuestraron en la tarde del 4 de febrero del 2006 mientras se dirigía a su casa en el pueblo de Yby Yaú y lo obligaron a subir a un automóvil. La mañana siguiente, los secuestradores atravesaron la frontera con el reportero radial y amenazaron con matarlo a él o a un miembro de su familia si regresaba a Paraguay, Gutiérrez indicó al CPJ.

Los captores no especificaron su motivo, pero Galeano señaló a Gutiérrez que había recibido amenazas de muerte en repetidas ocasiones tras informar sobre lazos entre el gobierno local y traficantes de droga.

Galeano explicó que se escondió en San Pablo por miedo a lo que podría sucederle a su familia. Declaró a Gutiérrez y Cáceres que había decidido hacer público su caso porque pensaba que había pasado suficiente tiempo para que la amenaza cediera.

El reportero radial se trasladó a Uruguay este fin de semana y ha pedido refugio, comentó al CPJ Vicente Páez, secretario general del Sindicato de Periodistas Paraguayos. Como medida de precaución, su esposa y cuatro hijos también fueron a trasladados a una casa de refugio manejada por la Iglesia Católica en Asunción, añadió Páez. Llamadas del CPJ a la fiscal de Yby Yaú, Camila Rojas, no fueron contestadas hoy.

 

Publicado

Al igual que este artículo? Apoya nuestro trabajo